Kaiku

Si, señores, seguimos con cosas relacionadas con la comida pero, ¿qué le vamos a hacer si somos unas golosas de cuidado? Nunca lo hemos negado ni nunca lo negaremos, así es nuestra vida. En esta ocasión, para variar un poco, os voy a recomendar un producto que he tomado mucho este verano y que me ha encantado, los cafés fríos de Kaiku.

Los Kaiku Caffè Latte son unas bebidas que vienen en pequeños botes de plástico y que puedes conseguir el cualquier supermercado por algo más de un euro, los hay de diferentes clases y están muy fresquitos y deliciosos. Gracias a la buena promoción que estuvieron haciendo por el centro de Madrid, pudo tomarme tres o cuatro de estos cafés y lo cierto es que me aficioné y he vuelto a comprarlos de vez en cuando.



Hay diversas versiones de las botellitas de Kaiku (Expresso, Descafeinado, Light, Vainilla, Crema Macchiato…) pero sin lugar a dudas me quedo con el Capuccino. Doy fe de que todos estarán buenísimos, pero prefiero este último con su toque de chocolate. Creo que puede gustarle incluso a aquellas personas que no gustan demasiado de la bebida ‘despertadora’ por excelencia.


Otro detalle a tener en cuenta, si es que mi opinión os sirve de algo, es que estos cafés están bastante más buenos que otros que haya probado, de hecho, están incluso más deliciosos que los que puedan servirte en una cafetería, pues no deja de ser café solo o con leche, con hielo. Por eso os recomiendo este café tan delicioso, porque es diferente y refrescante.


Comentarios